No se permite nadar contra la corriente

¿Alguna vez te has puesto a pensar que la sociedad debería ser mucho más tolerante a ideas que se salen de lo acostumbrado?

Me refiero por ejemplo a cosas como que el idealismo debe perderse con la edad, a opinar en contra del capitalismo, criticar duramente el gobierno, criticar duramente a la sociedad.

No se si siempre ha sido así la sociedad, pero me queda claro que en la que yo vivo no es bien visto estar en desacuerdo, lo primero que recibes ante la gran mayoría de las críticas contra cuestiones sociales es un “en vez de criticar ponte a trabajar”. Tal parece que el trabajo es el antídoto contra la inconformidad o de plano es una vacuna en contra de “notar lo malo de la sociedad”.

Vivimos en un país muy rico y con muchos vicios, un problema importante desde mi punto de vista es que tenemos muy arraigada la cultura del “si haces como que me pagas, yo hago como que trabajo”, esto da un pretexto perfecto para que muchos quieran abusar del sistema despreciando el trabajo de los mexicanos y quejándose de que no hay gente trabajadora o capacitada.

Es muy cierto que hay mucha gente floja, pero en la posición económica del 80% de la población, la verdad es que sin trabajar no se logra comer suficiente para quitar el hambre. De tal manera que difícilmente una proporción importante de ese 80% es gente que no trabaja decentemente. Del resto es posible que no podamos decir maravillas, la verdad es que ahí están nuestros apreciados políticos y empresarios (¿el top 5%?) y toda la gente que logra ganar para clasificarse en la clase media y alta, una gran proporción de ellos o son muy competitivos o tienen una empresa que genera ganancias altas con el trabajo de otros (lo clásico del capitalismo), así que al menos una parte si es trabajadora.

Si no estoy equivocado, y al menos una mayoría de la población de verdad trabaja bien y contribuye al crecimiento del país, entonces ¿por qué razón no es bien visto quejarse contra muchas cosas? A final de cuentas la gente si está haciendo el esfuerzo que le corresponde.

Es obvio que la gente que se queja de todo aburre, pero por ejemplo, hablando del desempeño de nuestros políticos, ¿a alguien le queda duda de que trabajan terriblemente mal? Van unos ejemplos obvios:

  • la guerra contra el narco, si 20mil muertos al año no son mal desempeño, ¿entonces qué es?
  • el subsidio a la gasolina, ¿nos sale más caro hacer gasolina que comprarsela a los gringos? Eso suena raro
  • el crecimiento económico, si siempre hay crecimiento positivo, ¿por qué cada vez hay más pobres?
  • la inflación, se sabe que el salario mínimo ha perdido por ahí del 70% de su poder adquisitivo en unos 20 años, eso en qué universo paralelo es positivo?
  • la legislación permanente, ¿de verdad cambiamos tanto como sociedad cada año que no es posible converger en más de 100 años a una legislación que funcione como se espera?

Honestamente, en ninguno de los círculos sociales en que interacciono veo que la mayoría esté contento con la situación social actual, y puede ser un muestreo muy sesgado, pero este país no es tan tonto como muchos creen, aún la gente menos educada del país se da cuenta de que hay demasiados puntos negativos en nuestro gobierno, sociedad, país, economía, etc.

Y si la mayoría opina que estamos mal, entonces por qué habría de ser mal visto el quejarse, si siempre decimos que la verdad no peca, ¿el que incomode es razón suficiente para que la gente trabajadora de este país se exprese como es debido de la situación?

Y qué decir de intentar vivir diferente, se necesita ser multimillonario para poder aislarse de la sociedad sin tener que vivir como vagabundo. Es prácticamente imposible intentar no depender de todos los vicios sociales, ni siquiera es posible conseguir un terreno para ello, todo el territorio nacional tiene dueño, sea explotado o no.

Tenemos todo tipo de organizaciones dedicadas a buscar la mejora social, muchos programas de gobierno y ONGs, incluso, entre un montón de periodistas vendidos y tendenciosos, tenemos por ahí unos cuantos muy honestos y acertados en sus opiniones publicadas, pero nomas no nos está sirviendo de mucho.

¿Será que muchos de nosotros cumplimos muy bien nuestra labor de arruinarle sus proyectos de mejora social a nuestros similares?

Ya es hora de que este país cambie drásticamente, y necesitamos empezar por dejar de desacreditar a los que piensan diferente, y después de eso necesitamos generan un sistema que aliente y premie a los que se esfuerzan por impulsar al país y sus habitantes por encima de simplemente ir con la corriente capitalista y hacerse de dinero explotando gente, porque aún con sueldos legales o incluso buenos, el obtener ganancias desproporcionadas con respecto a las de los trabajadores es una explotación, ya no hay esclavos, pero nunca hemos promovido una economía que desaliente esa parte del problema social.

Soñaré con un país que madura y reacciona, cuando despierte espero tener ganas de intentar alcanzar ese sueño. Hasta mañana.